Axel Kicillof quiere el agua del río Negro: “El reclamo es racional, lógico y justo”

El gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof, ratificó su compromiso de avanzar en el proyecto de provisión de agua para consumo humano y para riego a partir del río Negro, con destino a varios distritos de la región, calificó al reclamo de la provincia bonaerense como “racional, lógico y justo” y aseguró que no se está buscando quitarle recursos a otros territorios.

El apoyo del Ejecutivo bonaerense a la iniciativa, que a lo largo de los años ha tenido distintas versiones y modificaciones, pero en la que nunca se pudo avanzar al punto de determinar qué cupo del curso de agua le corresponde a la provincia, se da luego de que no pudiera realizarse un encuentro entre los principales mandatarios de los territorios ribereños y que desde Neuquén y Río Negro solo se escucharan voces en contra.

Sin embargo, en diálogo con “La Nueva.”, Kicillof se mostró confiado en poder alcanzar un acuerdo con ambas provincias, lo que terminaría redundando en la concreción –con el tiempo- de un acueducto que provea agua para riego en Patagones y Villarino y, además, agua potable para Coronel Rosales y Bahía Blanca.

“Queremos acercar nuestra propuesta, que está basada en diversos estudios, además de las necesidades de los municipios involucrados: dar mayor certidumbre con respecto a la disponibilidad de agua, ya sea para el consumo de agua para las familias de un distrito como Bahía Blanca, como para el riego del sector productivo del sudoeste”, aseguró.

En ese sentido, recordó que la idea era llevar a cabo un encuentro en noviembre con sus pares de Río Negro y Neuquén, Arabella Carreras y Omar Gutiérrez, respectivamente, para avanzar con la definición del cupo de agua que le corresponde a Buenos Aires. Finalmente, y en medio de declaraciones públicas de funcionarios, legisladores, profesionales y demás de aquellas provincias en contra de la posibilidad, la reunión terminó por no llevarse a cabo.

“Se postergó, pero se va a hacer. Además, existe una autoridad de cuencas que también tiene que resolver sobre el uso del agua”, dijo el mandatario.

Kicillof señaló también que el uso de las aguas del río Negro en territorio bonaerense es una situación similar a la analogía del huevo y la gallina.

“Por ejemplo, para potenciar cultivos históricos como el ajo y la cebolla, que se practican en el sur de la provincia, es necesario el riego. Pero a veces no se hace la inversión necesaria porque no está el agua, y otras veces el agua no está porque no se hizo la inversión –aclaró-. Y ante esta situación, muchas veces terminan diciéndonos que estamos pidiendo mucha agua y muchos recursos, pero ni siquiera tenemos los proyectos”.

Por ello, consideró que es necesario llegar a un acuerdo con los restantes gobernadores para que “a medida que vayamos habilitando los proyectos, se vayan destrabando los recursos”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *