Noti-Rio

Piden la construcción de la línea de interconexión eléctrica faltante

El legislador Alfredo Pega (Alianza) solicitó al Ministerio de Obras y Servicios Públicos de Río Negro que disponga la construcción de la línea de interconexión eléctrica faltante entre las localidades de Ramos Mexía y Sierra Colorada, con una extensión aproximada de 45 kilómetros, en condiciones de operar en 33 KV.

También requirió al organismo provincial que elabore un programa de adecuación o reemplazo de las líneas existentes para que todo el tramo de transporte entre Pilcaniyeu y Valcheta pueda operar en 33 KV.

Pega expuso la necesidad, además, que a través de los organismos provinciales pertinentes se efectúe un análisis de factibilidad para llegar a un punto cercano al centro de gravedad de los requerimientos de potencia de las localidades ubicadas en el referido tramo con una línea de alta tensión en 132 KV.

El legislador provincial dijo que “desde el punto de vista energético eléctrico la Región Sur en general lleva algunas décadas de espera por soluciones integrales a este problema”.

El déficit señalado se magnifica si se lo compara con el sorprendente progreso obtenido con la pavimentación de la ruta nacional Nº23 en más de la mitad de su recorrido y de la ruta provincial Nº8, la existencia del gasoducto hasta Ingeniero Jacobacci y Valcheta, la operación de servicios de distribución de gas licuado por redes en cuatro localidades y la clara posibilidad de concretar en un futuro próximo el Corredor Bioceánico que unirá el puerto de San Antonio Este con los puertos chilenos sobre el Pacífico”.

Pega detalló que la situación obliga a adoptar progresivas medidas de tipo coyuntural que apunten a disminuir las actuales falencias de provisión de energía eléctrica y mejorar la calidad del servicio prestado por EDERSA, en espera de una solución integral que deberá surgir de un estudio detallado de la problemática y que seguramente incluirá la construcción de una línea de alta tensión en 132 KV, a partir de alguno de los posibles puntos de alimentación existentes en la actualidad.

En el proyecto de comunicación que presentó, Pega describió que la empresa EDERSA “no registra adecuadamente las quejas de los vecinos por cortes prolongados y los cortes en sí mismo, no atendiendo en forma aleatoria los reclamos de los usuarios por los perjuicios que acarrean dichos problemas, razón por la cual los mismas no llegan al EPRE (Ente Provincial Regulador de la Electricidad) que por el solo hecho de estar instalado en Cipolletti y no efectuar inspecciones con la frecuencia deseada, prácticamente no toma conocimiento de los problemas que padecen los usuarios”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *