Noti-Rio

Identificaron a las victimas del terrible accidente de ruta 22

(NOTI-RIO) Tras varias horas de arduo trabajo, la policía finalmente pudo identificar a las victimas que fallecieron en forma instantánea, luego de protagonizar un impresionante impacto frontal y el posterior incendio del vehiculo en el siniestro del pasado lunes sobre ruta 22.

Los datos filiatorios dan cuenta que las victimas se transportaban en la camioneta Jeep Gran Cheroke de una empresa, Ingeniería S.A, con domicilio en Mar delPlata y estaba siendo conducido por Horacio Jorge Cerviño de 66 años y acompañado por su esposa María Silvia Goity de 60 y viajaban junto al perro que era su mascota. Quienes al momento del accidente regresaban desde la ciudad de Cinco Saltos.

Durante la tarde de ayer (martes) un hijo de las victimas llegó hasta esta localidad, donde habría reconocido algunas de las pocas pertenecías que quedaron sanas tras el accidente, aunque  continuaban realizándose distintas pruebas genéticas, como la extracción de sangre y de tejidos para los estudios de rigor.

Hasta altas horas de la madrugada el titular del Cuerpo de Seguridad Vial de Río Colorado, subcomisario Nelson Pozo, trabajó en busca  de la numeración en  la carrocería y el motor, y determinaron con el Registro del Automotor la identidad de los propietarios de la camioneta.

Como se recordará el siniestro ocurrió el lunes aproximadamente a las 17 horas  a 33 kilómetros de esta localidad entre la camioneta y un camión Scania patente ROW 900 con un acoplado chapas EDP 768, cargado con bolsas de alimentos para perro, conducido por Roberto Mendoza, oriundo de Chacabuco provincia de Buenos Aires de 40 años, y que viajaba a Cipolletti.

El vehículo menor transitaba a gran velocidad, e intentó sobrepasar a otro auto, sin percatarse de la cercanía del camión con el que terminó impactando frontalmente sobre la línea del camión.

Tras el golpe Inmediatamente la camioneta explotó, prendiéndose fuego, para terminar en la banquina. Por su parte el camión sin dirección recorrió unos 40 metros, perdiendo sus ruedas y otras partes mecánicas, para quedar también en la banquina mirando al sentido contrario al que viajaba, con su carrocería apoyada en la tierra y su acoplado a punto de volcar.

Dentro del vehículo menor quedaron carbonizados e irreconocibles los cuerpos del matrimonio

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *